martes, septiembre 04, 2007

APUNTE 10, LA COLUMNA VERTEBRAL, EL PODER DE LA SERPIENTE


Es el núcleo primordial del ser humano. Aloja y también irradia el sistema nervioso. Contiene los más primitivo y lo más evolucionado en nuestro cuerpo. Su base es el cóccix y su cúspide la cabeza. Desde un punto de vista evolutivo, la cabeza no deja de ser una vértebra modificada.

Sobre el cóccix se sitúa el sacro. Ambos son una serie de vértebras fundidas. El cóccix es el principio y la residencia de la energía en el cuerpo humano. El sacro, por su parte, es la región con más fuerza.

Si se observa el cuerpo humano, con excepción de la cabeza, presenta una configuración radial y centrípeta de energía. Dicho de otro modo, en sus extremidades es fina y luego va ganando grosor y fuerza desde las falanges de los dedos de los pies y de las manos, pasando por tarsos y carpos, así por los huesos cada vez más robustos de manos y piernas, hasta llegar al centro de máximo grosor y fuerza. Este centro es el sacro, inserto entre las caderas. En el sacro sitúan las tradiciones china y japonesas el centro principal de energía, se llama hara o kikai tandem, es el lugar donde los luchadores concentran su fuerza. Tiene su correspondencia frontal con el centro del bajo vientre, entre el pubis y el ombligo.

El cóccix sobresale de las caderas. No es un mero residuo evolutivo en el cuerpo humano, sino que conforma un sólido punto de anclaje para los músculos y ligamentos de la base del tronco.


En la teoría del Yoga se dice que es el cóccix donde reside la energía dormida o potencial del cuerpo humano. Se le conoce con el nombre de "kundalini". Se la representa en la figura de una serpiente enrollada, que es lo que significa la palabra sánscrita. Esta serpiente representa en realidad la columna vertebral, pues la serpiente viene a ser como una columna vertebral móvil, sin extremidades, pero con órganos adaptados a la forma alargada de la columna vertebral.


Evolutivamente la serpiente o culebra, el reptil del cual primigeniamente procede nuestra especie sigue existiendo en nosotros en foma de columna vertebral. Según la teoría del Yoga, la serpiente enrollada que reside en el coccis ha de evolucionar. "Evolucionar" significa etimológicamente desarrollarse o desenrollarse. La energía dormida de la sepiente ha de desplegarse hacia arriba, hasta alcanzar la coronilla que marca su punto más elevado. A mi modo de ver, esta imagen de la serpiente que se estira desde el coccis hasta la coronilla simboliza con claridad la propia fuerza ascendente de la columna vertebral que, siendo naturalmente sinuosa de delante hacia atrás, manifiesta una energía lineal ascendente.

En los trances chamánicos o religiosos de numerosas culturas, la visión de la serpiente representa el desplegarse de la energía vital. En el arte oriental, particularmente en India, aparte de leyendas, la figura de la serpiente o la cobra representa en relación con figuras sagradas como Buda, Vishnu, Nagarjuna, Patanjali o Shiva, lo mismo. Incluso podemos suponer que las leyendas sirven como de credencial a un icono poderoso en el imaginario colectivo.


Ilustración: Tailandia o Camboya, Buddha guarecido por la serpiente Muchilinda. Portada de un libro del Dr, Vagisa Sastri y del libro de Arthur Avalon El poder (o la energía) de la serpiente. Vishnu durmiendo sobre la serpiente Ananta, bajo relieve, 425 de nuestra era, India.


Este escrito es parte del borrador de la conferencia ofrecida en las II Jornadas de Arte Moderno y Contemporáneo sobre el cuerpo en el arte, organizadas y publicadas por el Ayuntamiento de Alcalá de Guadaira, Sevilla




1 comentario:

claudia dijo...

Quería consultar ya que tengo una fractura en la octava vértebra Dorsal, ¿Qué puede significar ésto a nivel energético y espiritual?, la lesión me la hice en un ejercicio de Yoga. Gracias, Claudia.