sábado, junio 30, 2012

Hasta pronto Yogasala

En esta entrada me despido de tod@s vosotr@s hasta dentro de unos meses. Como much@s ya sabéis, me voy a hacer un viaje que me va a llevar a recorrer algunos países, unos ya conocidos, otros no. Durante este tiempo continúan las clases que he venido conduciendo a las 7.30 de la mañana, lunes y miércoles.

Tengo la intención de seguir escribiendo en el blog acerca de mis experiencias e impresiones a partir de ahora. Visitaré de nuevo Cuba, mi querida Habana, allí espero descansar, reponerme, compartir y prepararme para el resto del viaje. Como se dice allí, Cuba es Cuba, país singular donde los haya, a contracorriente y a ratos a la deriva económica y política, pero tremendamente encantadora, seductora y, sobre todo, acogedora. El verbo "resolver" es el protagonista de las conversaciones abiertas y tranquilas a la sombra de los coloniales edificios habaneros, mientras los negros se secan el sudor con pañuelos blancos y las mujeres hablan de balcón a balcón, entre risas y caras de resignación...qué gran paciencia la de este pueblo, toda una lección de espera, prudencia y...¿conformismo? Un@ nunca sabe si cualquier otra cosa sería mejor que lo que tienen Cuba y La Habana. Contradicciones que me hacen reír y enfadar a veces, como en la India...

La siguiente parada será en Triebel, Alemania, donde asistiré a un curso de Meditación Vipassana según la enseña Goenkaji. Cada curso es diferente, siempre duro y al final, liberador.

Luego visitaré Nepal, me gustaría hacer algún trekking, ya os contaré por cuál me decido. Me ilusiona ver los Himalayas, estar cerquita del techo de nuestro planeta, visitar estupas y templos, hacer Yoga, meditar y empaparme de esa espiritualidad que emanan las montañas. En una clínica ayurvédica en el campo, entre Mumbay y Pune, haré mis prácticas tras haber completado el curso de Masaje y Medicina Ayurveda.

Mi viaje terminará en el norte de India, Dehradun y Rishikesh, prácticas intensivas de Yoga y Pranayama con el matrimonio Swati y Rajiv Chanchani y con Usha Devi, respectivamente.

Me parece un regalo de los dioses que pueda hacer esto, soy consciente del privilegio del que vengo disfrutando desde hace tiempo, casi desde que empecé a tomar conciencia de mi existencia y responsabilidad en este mundo. Sé que este regalo es para poder beneficiar a otras personas, para que entre tod@s sigamos haciendo un mundo más sensible, consciente y responsable. Estoy determinada a hacerlo lo mejor posible, como decía el Buda, a dar y recibir desde el amor todo lo que pueda. Sé que hay un largo trabajo por delante, me marcho a seguir trabajando el equilibrio ansiado. Hay una letrilla de una bulería que dice: ¿Cómo se puede tener, con la cabeza en la luna, sobre la tierra los pies? Me encanta lo que dice Joaquín al respecto: Los pies en la tierra y la coronilla hacia el cielo. A veces andamos por los suelos y otras se nos va la pinza espiritual, qué grande y qué vulgar esto de ser ser humano.



Gratitud es lo que siento, hacia Joaquín G. Weil, por todo, creo que nunca podré expresar del todo lo que ha significado para mi aprender y trabajar contigo en tu centro. Hacia tod@s los que hacéis Yogasala, alumn@s, colaborador@s, usuari@s, etc...Gracias especialmente a Be Pryce, porque tiene un corazón en expansión, sincero y honesto, maravillosa la experiencia de cantar mantras con ella, Be, you are a star; a Jose A. Puche por su amistad incondicional, cariño y apoyo en todo momento; a Ruth por su dedicación y maravilloso trabajo, además de ser mi amiga y compi de formación; al grupo Shambala, especialmente a Leles y a Fernando, seres de gran calado humano;, al grupo de Vipassana, al anfitrión, J. Antonio, gracias por volver, me hubiera gustado sentarme con vosor@s algún día; Mayte Chamanita y Roberta de Biodanza por ser corazones andantes y su lección de humanidad; a Rafa Valencia, por volver y desprender luz; a Gemma M. Naranjo por su sensibilidad y ternura; además de por beneficiar con su trabajo a quienes a ella acuden, a Isa Clavero, Quique y Mercedes Regodón, por su cariño y simpatía en todo momento, a tod@s l@s que asistís a mis clases y a las de Joaquín y... of course, a mi colegón Victoriano Moreno, nos ha faltado una subida y sobre todo una bajada a/desde la Fuente de la Reina con gritos incluídos... buen viaje compi, que te vaya muy, muy bonito.

Gracias de nuevo a los dioses, al Universo, a mis padres y mi familia, tod@s mis amig@s y a mi misma, por ir creando un karma mucho más agradable y beneficioso para tod@s.

Om, luz, paz y amor.

Que seamos realmente felices.

Isa.


4 comentarios:

Jose Angel Puche dijo...

Para mi es un privilegio tenerte como amiga,estoy seguro de que este viaje va a reportarte mucho bien y va a hacer de ti una mejor persona.Siempre estaras en mis metta.Un inmenso abrazo.

Gemma Martín Naranjo dijo...

Querida Isa gracias a ti, tienes un inmenso corazón. Disfruté mucho nuestro desayuno y espero que lo repitamos las tres a tu vuelta. Un gran abrazo

Ruth dijo...

Isa, te vas lejos y nunca te hemos sentido tan cerca. Amiga, sigue ese camino que nos iluminas al pasar. Buen viaje!!!

Joaquín García Weil dijo...

El agradecido soy yo. No sé si te lo he dicho, pero me gusta tu modo de escribir: sencillo y efectivo.
Así que, si escribes más en este blog durante tus viajes, sobre ellos, te lo agradeceremos. Si, en vez, quieres desconectar por completo y gozar tranquila de ese tiempo y lugares, te comprenderemos.
Que cuatro meses pasan deprisa, por no decir una vida entera. Que los disfrutes y aproveches.

Un abrazo.

"Es imprescindible el avance denodado hacia tu destino para, en algún momento, comprobar que ya has llegado."

http://yogasala.blogspot.com.es/2012/07/unas-verdaderas-vacaciones-en-verano.html